Precio del petróleo le dará un mayor respiro a la economía de Colombia.

11 de Abril 2019

Se cumplió el vaticinio sobre este desplome, que se traduce en que realmente, hoy por hoy, Ecopetrol ya produce más que Venezuela

Las cotizaciones globales rozaron ayer los US$72. Esto le permitirá al Gobierno atender sus necesidades fiscales y así disponer de nuevos recursos.

El repunte que han tenido los precios internacionales petróleo –que ayer superaron de nuevo los US$70 en la referencia Brent y se acercan a los US$72– llevaría a que este sector vuelva a ser uno de los aliados más poderosos de las finanzas del Estado y de la economía colombiana.

De hecho, las proyecciones del crudo para este y el próximo año le vuelven a ‘sonreír’ a Colombia, tras varios años en que la volatilidad jugó un papel importante, e incluso las previsiones que hacen los expertos en Colombia están por encima de lo que se proyectó hace un año.

El gobierno anterior, en el Marco Fiscal de Mediano Plazo del 2018, estimó que el preció del petróleo para este año y el próximo sería de US$65, pero el Grupo Técnico Minero Energético de la Regla Fiscal que sesionó hace unos días– le recomendó al Ejecutivo ajustar al alza estas cifras.

(Lea: Fuerte descenso en la producción de petróleo de la Opep)

SECTOR AL ALZA

Así las cosas, el grupo de expertos, que asesoró al Comité Consultivo de la Regla Fiscal, indicó que para el 2019, el crudo se ubicaría en US$65,5, en tanto que en el 2020 subiría a US$67,5 y, de ahí en adelante tendrá un lustro en el rango de los US$70 (ver Gobierno haría cuentas…).

Pero estas cifras no son la única buena noticia que recibe la Nación y el sector, en general, por estos días. De hecho, todo indica que la producción nacional de crudo en marzo habría sido similar a la de febrero y se acercaría de nuevo a los 900.000 barriles. Anoche, al cierre de esta edición no se conocía el dato oficial.

(Lea: Precios del petróleo en máximos de cinco meses)

Estas cifras, además de mostrar un mejor comportamiento de sector en el tercer mes del año, confirmaron lo que parecía un imposible, y es que la extracción lograda por el país superara la de Venezuela, nación que tiene en jaque su sector minero-energético, por cuenta de la crisis política y económica por la que lleva atravesando varios años.

Incluso, ayer mismo se conoció –tal como se había previsto durante las últimas semanas– que la producción de petróleo de Venezuela registró en marzo un nuevo descenso que ubicó su cifra de bombeo diaria en 732.000 barriles, según los datos de la Opep, lo que supone el menor nivel desde el 2003. 

(Lea: El ‘oro negro’ sigue recuperando su lustre)

Este resultado supone, a su vez, un desplome en tan solo un mes de 289.000 barriles diarios respecto a los 1,21 millones que se habían registrado en febrero. No hay que olvidar que aunque la petrolera estatal Pdvsa llegó a bombear 3,5 millones de barriles diarios, el dato era de 1,91 millones al finalizar el 2017 y en 1,35 millones al término de 2018.

“Se cumplió el vaticinio sobre este desplome, que se traduce en que realmente, hoy por hoy, Ecopetrol ya produce más que Venezuela, lo que es una situación insólita. Los directivos de Pdvsa afirman que esta caída es por las sanciones, pero es importante mencionar que la capacidad de producción ya había bajado de forma notable antes de eso. El panorama es lamentable y no veo una solución sencilla, por lo que el futuro en este tema va a ser oscuro”, explica Alfonso Molina, escritor venezolano y editor de Inteligencia Petrolera.

La semana pasada, los expertos de Reuters publicaron sus pronósticos en los que aseguraron que la producción ya había bajado hasta los 900.000 barriles diarios, mientras que Bloomberg indicó que en estos momentos incluso ya, podría estar más cerca de los 600.000 barriles.

APORTE DEL ‘FRACKING’

En general, el panorama petrolero colombiano pone de presente el mayor respiro que el crudo le está dando al fisco, si se tiene en cuenta que aproximadamente el 20% de los ingresos corrientes que la Nación recibe cada año llegan por cuenta de la extracción de petróleo, lo cual, en plata blanca, vienen siendo unos $30 billones, sin contar con el impulso implícito que esta actividad le da a la economía, por la vía de mayor inversión y el desarrollo de la industria petrolera.

No obstante, como los cálculos de producción que hace el Gobierno revelan que esta cifra seguirá teniendo a la baja, los gremios del sector insisten en pedir que el país entre de lleno en los yacimientos no convencionales, es decir, en el fracking, con el cual no solo se incrementaría la autosuficiencia nacional, sino que habría un boom de ingresos fiscales.

Así lo revelan cifras de la Asociación Colombiana del Petróleo (ACP), que indican que, de pasar la prueba reina, los proyectos piloto de este tipo previstos en Colombia, le aportarían al país más de $100 billones en los próximos 25 años, es decir, le permitirían aumentar entre 10% y 15% la inversión del Gobierno Central durante un cuarto de siglo (unos $4 billones cada año).

“Colombia tiene abierta una ventana de oportunidad, no sabemos por cuánto tiempo. Es importante avanzar con la fase exploratoria y los pilotos de investigación recomendados por la Comisión de Expertos para confirmar el potencial del recurso, recopilar mayor información que sirva para mejorar aún más la normatividad y la capacidad institucional; y avanzar en el desarrollo y aprovechamiento de estos recursos y los beneficios que traería para todos los colombianos”, aseguró Francisco Lloreda, presidente del gremio.

Y esto no es lo único. Según las estimaciones de la ACP, en etapa de producción, los cuatro proyectos pilotos podrían alcanzar una producción de cerca de 450.000 barriles de petróleo diarios. “Estos volúmenes se alcanzarían de manera gradual, partiendo de la producción de los pozos demostrativos durante los primeros años, que se estima en 2.800 bpd de crudo. A su vez, en materia de gas natural, se produciría el volumen requerido para atender la creciente demanda y déficit de oferta del mercado interno, al menos por los próximos 25 años”.

En este lapso de tiempo, además, se crearían en el país 19.000 empleos directos nuevos, que sumados a los indirectos e inducidos totalizarían 68.000 puestos de trabajo, dándoles un respiro también a las cifras de desocupación, que por estos días preocupan al Gobierno y al sector privado colombiano, pues en febrero llegaron a 11,8%.

El aporte también se sentiría en las cifras de inversión que traerían los yacimientos no convencionales, si se tiene en cuenta que su desarrollo abriría la puerta para iniciar megaproyectos cuya inversión anual es de unos $20 billones.

Sin embargo, estos aún necesitan el aval del Gobierno, que, por ahora, sigue estudiando los distintos impactos que traería el fracking en Colombia.

IMPULSO DEL PRECIO

AFP). Los precios del petróleo terminaron ayer en un nuevo máximo en cinco meses, impulsados por el informe mensual de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (Opep), cuya producción se desplomó en marzo, sobre todo por la situación en Venezuela. La producción total del cártel se redujo en 534.000 barriles diarios y alcanzó un poco más de 30 millones de barriles diarios en marzo, según fuentes indirectas citadas en el informe mensual de la Opep, publicado ayer. Venezuela, inmersa en el caos político y económico y afectada por grandes apagones, produjo 289.000 barriles diarios menos que en febrero.

https://www.portafolio.co/economia/precio-del-petroleo-le-dara-un-mayor-respiro-a-la-528447

CODIGO-FUENTE-INFORMATIVA5

TwitterLinkedInWhatsAppFacebook

No hay comentarios

Agregar comentario